Hacer las cosas más que bien, o… ¿Perfeccionismo?

En el blog de hoy os hablaremos del perfeccionismo: detrás del mismo se esconde un mundo lleno de inseguridades como baja autoestima, estrés y ansiedad en la persona por sus altas expectativas de la realidad a la hora de realizar tareas.

Pero, ¿qué es el perfeccionismo? Realizando una pequeña investigación, os facilitamos descripción que hace Hollender en 1978, que indica textualmente que el perfeccionismo es “la tendencia a exigir a los demás o a uno mismo una excelente calidad en los resultados de su trabajo o de su comportamiento, muy superior, en todo caso, a lo que demanda la situación”.

La persona perfeccionista (también llamada anancástica) establece referentes de exigencia por encima muchas veces de sus expectativas, creando consecuencias frustratorias a la persona por no conseguir realizar las cosas que se propone o no hacerlas como se propone.

Las características que componen a la personas anancásticas giran en torno a la fijación de metas encaradas hacia el logro y muchas veces a la evaluación positiva de los demás y por consecuente a un reconocimiento por parte de ellos.

Estas metas en muchos casos son inalcanzables dada la alta exigencia de la persona a la hora de establecerlas.

Cabe indicar que los objetivos que se proponen son ilimitados a nivel de cantidad, es decir, fijan constantemente gran número de propósitos y a nivel de calidad, acompañando estos con una dura exigencia y, como hemos indicado, muchas veces muy difíciles de llevar a cabo, por no decir imposibles.

Muchas veces emerge una dura competitividad hacia las otras personas y sufre una dura autocrítica. Conforme van superando sus objetivos, establecen unos todavía más duros, incrementando así de nuevo esta autocrítica y este exceso de exigencia.

Inevitablemente viven comparándose continuamente , sumidos en una gran necesidad de aprobación, de crítica positiva y de reconocimiento de su trabajo por parte de terceras personas o personas cercanas a él.

El no cumplimiento de estos altos objetivos en la mayoría de casos desemboca en sentimientos de frustración, decepción y desesperanza, por lo que no es anormal que alguna vez a la hora de realizar las tareas, cada vez se pospongan con el objetivo de evitar el momento de fracasar. Todas estas son características que se dan en las personas en las que el perfeccionismo es la tendencia y el camino a seguir en los aspectos de la vida.

Muchos son los autores que establecen un amplio abanico de clasificaciones del perfeccionismo: el perfeccionismo dirigido a la propia persona, dirigido a los demás o dirigido socialmente. Es interesante a su vez diferenciar los dos tipos principales de perfeccionismo: el perfeccionismo positivo y el perfeccionismo negativo.

En el siguiente blog hablaremos de los tipos de personas anancásticas

 

 

 

logocolaborador

      Formación en meditación 1

      Formación en meditación 2

      Formación en autosugestión

      Formación Reiki 1

      Formación Reiki 2

      Formación Reiki 3

                                                             Maestría de Reiki

Otras formaciones, como Registros Akáshicos, Monitores de relajación etc. pincha en “Aprende a ser lo que eres con nosotros” y te atendemos.

Aprende a ser lo que eres con nosotros

 

Ricard Montero i Costa

Master Reiki Gendai Reiki, Reido Reiki, Komyo Reiki, Tibetana, Karuna.

Formador de maestros y monitores

Monitor Meditación, relajación, Sugestión, investigación del Karma

Psicólogo clínico e industrial.

Economista.

Presidente Asociación Gokai de Terapeutas.

Centro colaborador Federación Española de Reiki

Este contenido está restringido a los miembros del sitio. Si eres un usuario existente, por favor, accede. Los nuevos usuarios pueden registrarse a continuación.

1 comentario

Los comentarios están desactivados.